lunes, 19 de noviembre de 2012

Reseña del poemario Los salvajes de ciudad Aka


Esta ciudad era una metáfora / Ahora es una pesadilla. Eso dice “Ciudad”, poema incluido en Los salvajes de ciudad Aka, escrito por Javier Moro Hernández  e ilustrado por Carlos Ramírez Kobra.
La pareja Moro / Kobra recrean una ciudad histérica, empobrecida, violenta, en 11 textos y tres ilustraciones. La propuesta artística es clara: la rige la desesperanza, un afán por revelarnos la parte dura del crecer –“sin odio no hay infancia”, sentencia uno de los poemas-, de hacerse viejo antes de tiempo y de cohabitar sobreviviendo un espacio en el que importa menos el “nosotros”, subyugado por el “yo”.
Sin embargo, la belleza de esta poesía dista mucho de confundirse con elementos que a diario nos sobrecogen en los noticiarios, cuando no en la calle, camino a nuestro trabajo, a nuestra escuela; esa belleza está detrás y por encima de todo ello, en una especie de llamado íntimo a detener algo que bien podríamos llamar barbarie civilizada (y el oxímoron, en este caso, es totalmente posible):

Esta batalla no es nuestra (fragmento)   
1
Ya los vieron con rosario de oro
ya mi gente les dio seña,
Ya los vieron cobrando piso,
echando tiros,
cortando cabezas.
[…]
Ya mi gente está colgando Poemantas,
pide Stop a esta guerra
Ya los vieron apretando the panic button
pedir que detengan la guerra
Stop the war.

Las alusiones son unívocas, es poesía activa, de esa que acciona y reacciona en y ante la cotidianidad. Moro y Kobra presentarán este poemario el próximo viernes 23 de noviembre, en Noctámbulos, valiéndose de un perofrmance en el que trasladarán del papel al escenario su visión del espacio llamado ciudad. El mote de Aka no es gratuito, resultará evidente si el lector está familiarizado con los nombres de armas o, incluso, si revisa someramente los noticiarios de México.
La cita: viernes 23 de noviembre, a las 19:00 horas, en el Centro Cultural Bella Época: Tamaulipas 202, esquina con Benjamín Hill, colonia Hipódromo Condesa. Entrada libre.

-JLE